jueves, 8 de noviembre de 2012

APOCALIPSIS Z. LA IRA DE LOS JUSTOS. Manel Loureiro


Título: Apocalipsis Z. La ira de los justos
Autor: Manel Loureiro
Editorial: Plaza y Janés / De Bolsillo
Páginas: 480
Precio: 17 € / 9,45 € / 6,64 € (ebook kindle)

Estamos ante “Apocalipsis Z. La ira de los justos”, el último libro de la trilogía "Apocalipsis Z", de Manel Loureiro. Hordas de No Muertos y esfuerzos impensables en aras de la supervivencia le esperan. Si le llama el tema y no ha leído los dos títulos anteriores, no avance en esta reseña. Ambos títulos están en esta misma página web, le sugiero empezar por ahí para evitar conocer parte de la trama antes de lo deseable.
Tras los acontecimientos de la segunda parte, nuestros protagonistas escapan de Canarias hacia un destino incierto en barco. Una serie de incidencias hace que recalen en un superpetrolero en el cual el Apocalipsis, extrañamente, parece no haber existido. Forzados a acompañar a sus rescatadores, el grupo llega a Gulfport, Estados Unidos, una de las últimas ciudades a salvo de los No Muertos, la cual rige mediante una organización cuasi-nazi un extraño predicador. En el otro extremo del mundo, una nación encerrada dentro de sus fronteras y guiada de manera draconiana por un dictador intercepta un mensaje del barco que traslada a nuestro grupo protagonista. Estando desesperadamente necesitada de petróleo, deciden urdir un arriesgadísimo plan militar para arrebatar esa fuente de combustible. La sociedad de Gulfport, dividida físicamente y fragmentada en arios -raza pura, elegida por Dios para la supervivencia- e ilotas -el resto, razas "no puras"- cada vez es más inestable. Como colofón, existe un atisbo de esperanza médica respecto al TSJ, el virus que arrasó a la Humanidad. Mientras, los No Muertos siguen dominando incansablemente el mundo, acechando, esperando su oportunidad para acabar con cualquier resto de vida...
Loureiro remata la trilogía con un abanico de subtramas, en un intento de abarcar más situaciones en su obra. El problema es que alguna de las mismas pierde fuelle demasiado pronto y apenas enriquece al conjunto de la trama hasta bien avanzado el libro. En contraposición, destacar que el texto está más trabajado que la primera y la segunda parte de Apocalipsis Z; la ambientación y documentación científica es más exhaustiva en el caso del virus, por ejemplo. Otras ciertas contextualizaciones, como la estructura social de Gulfport, también son destacables, aunque con ciertas puntualizaciones. Asimismo, algunos personajes han ganado en profundidad (Viktor), pero otros han sufrido una merma en su calidad -Lucía presenta unos vaivenes como personaje poco creíbles-.
El ritmo narrativo tiene altibajos. En el primer libro es un continuo, mucho más fluido, sin apenas fisuras. Encandila de principio a fin. El segundo, "Los Días Oscuros", pese a no ser tan bueno como el primero sí logra mantener nuestra atención de manera eficaz. Pero "La ira de los justos" presenta algunos tramos narrativos más flojos que han de ser resueltos por el autor con ciertos giros argumentales bastante imaginativos.
También da la impresión de que, en su afán de definir Gulfport y su gueto como una reedición de los guetos en la Polonia ocupada por los nazis, Loureiro no reinventa sino que directamente clona dichos barrios. A veces crees estar leyendo una crónica del estilo "La lista de Schindler", o recordando la fabulosa película “El Pianista”, de Roman Polanski, con mínimas diferencias, en vez de tratar de imaginar Bluefont -el gueto- como algo diferente.
De todas formas, pese a ciertas carencias, el libro en su parte final gana mucha fuerza. Las diversas historias paralelas confluyen de una manera bastante amena y en ese último tramo el ritmo narrativo vuelve a ser el devenir intenso e hipnótico que tan bien logró Loureiro en su primera obra, haciendo que el sabor residual que deje "La ira de los justos" sea bueno en su globalidad.
Si le gustaron las dos partes anteriores de la trilogía, ésta, pese a todo, es un digno punto y final a una larga y muy imaginativa historia. En su conjunto, una estupenda trilogía de zombis que gana adeptos día a día por méritos propios.
Carlos Javier Navarro Pérez

No hay comentarios:

Publicar un comentario